martes, 26 de agosto de 2008

Sacando fuerzas con el calor.

Llevo unos días sin escribir en el blog y dejando nuestra pequeña novela, a la que como habéis podido comprobar aludimos como "la historia", un poquito aparcada.
Mucho que hacer: el trabajo, la casa, aprender del día a día, esforzarse porque la soledad no cale más dentro de mí... Y lo siento, no quiero ponerme dramático. Por eso me centraré en lo que quería decir: daros las gracias.
Durante este verano hemos tenido nuevas incorporaciones; nuevas amigas lectoras que han aportado su pequeño granito de arena con sus comentarios, algunos públicos, algunos privados, otros en persona. Y queremos que sepáis que todos ellos, cada uno, y cada letra que leéis, que tecleáis o cada palabra que nos decís, son como una fresca brisa que nos da más ganas de escribir.
Por eso en los próximos días os haremos un regalito subiendo un pequeño boceto que Ella hizo cuando comenzamos con la historia, y que ha sido sin duda alguna el que más hondo ha calado en mi corazón. Es a la vez mi deseo y mi anhelo del día a día; es... Es el mejor momento que puedes compartir con una mujer a la que amas.
No quiero adelantar nada. Ella está retocándolo un poquito para que se vea mejor. Y ya, con él subido, hablaremos de él.
Gracias a todas las que estáis ahí, de todo corazón.

-Él-

2 comentarios:

Andrea dijo...

Bueno, yo no quiero hablar por nadie...pero creo no alejarme de la verdad cuando digo que las gracias las tenemos que dar nosotras...
Yo te las doy por tantos momentos en los que no sabía por qué seguir o cómo seguir y tú me enseñaste no el camino, sino como buscarlo por mi misma, y eso es muy importante!!

Besazos eternamente agradecidos

P.D: cada conversación contigo me anima más...

Intense Sensations dijo...

Las gracias son mutuas porque, sin vosotras, no podría existir este rinconcito.